¿Te gusta llevarte mal con tu pareja? Aquí, unas cuantas maneras para lograrlo

Alberto Hidalgo

Relaciones de pareja fluidas

¿Quieres llevarte mal con tu pareja? Suponemos que no. Suponemos que si estás con tu pareja es porque quieres estar bien con ella, sentirte bien con ella, pasar grandes momentos juntos. Sin embargo, parece que hay muchas parejas que se olvidan de esto y se pasan demasiado tiempo discutiendo, demasiado tiempo echándose en cara cosas, demasiado tiempo sufriendo malos momentos. ¿Hay necesidad de esto? Absolutamente, no.

Aquí, abajo, vamos a describir algunas de las mejores maneras para llevarse mal con la pareja, por si quieres usarlas. Desde luego, esperamos que no pero, al menos, si las llevas a cabo, ya no podrás decir que no las conocías. La intención de este post es que, cuando termines de leerlas, tomes buena nota y hagas justo lo contrario de lo que aquí se describe. Seguro que así disfrutarás mucho más de tu pareja.

4 grandes maneras para llevarse mal con la pareja

1. Sacarle defectos

Esta es una de las más efectivas que existen. ¿Cómo se lleva a cabo? Escoge cualquier cosa que no te guste de tu pareja y atácale directamente asignándole un defecto. Por ejemplo, si no te gusta cómo viste, dile directamente que es “Un/a hortera vistiendo“, o que “No tiene gusto ninguno para vestir“. Seguro que le encantará que le digas eso.

En cambio, podrías hacer algo diferente a eso, podrías probar a motivarle para que se probara otro tipo de prendas y estilos de vestir que, a tu juicio, le sentarían mejor. Pero no, recordemos que lo que quieres es llevarte mal con tu pareja, así que lo que funcionará es que le saques defectos, cuantos más, mejor. Esto es infalible para llevarte mal. Puedes probarlo, si quieres.

2. Flirtear con alguien que no es tu pareja

Esta también tiene un alto grado de efectividad para llevarte mal con tu pareja, y funciona hasta con las personas más juiciosas, más tolerantes y que afirman no ponerse nunca celosas. Cuando hablamos de flirtear, no hablamos de estar charlando tranquilamente o amistosamente con otra persona, hablamos de dar señales de atracción, y de seguir el juego de la seducción con alguien que no es tu pareja.

Alberto Hidalgo

¿Crees que esto no funciona para llevarte mal con tu pareja? Puedes probar, aunque no te lo recomendamos.

3. Cambiarle de planes a última hora

Otra buena estrategia para llevarte mal con tu pareja es quedar con él/ella para realizar cualquier actividad y, cuando falten pocos minutos, decirle que no vas a poder, que no te apetece, o que ya tienes otros planes. Por ejemplo, tu pareja y tú habéis quedado para ir a la playa al día siguiente, sobre las 11 h. de la mañana. Esa misma mañana, sobre las 10.30 h., llama a tu pareja y dile que la noche anterior saliste hasta muy tarde y que estás hecho/a polvo, y que ya iréis otro día. Eso sí, es importante no darle demasiadas explicaciones, para que note que te importa poco su opinión al respecto. Y si ves que protesta y quieres sacarle, definitivamente, de quicio, añade la estrategia que hemos visto antes, la de sacarle un defecto. Dile algo como: “¡Qué poco flexible eres, no esperaba eso de ti, me has decepcionado!“. Esto te garantizará días de mal ambiente entre los dos, con lo cual, habrás logrado lo que persigues, te estarás llevando fatal con tu pareja. ¿Te atreves a probar?

4. Compararle, en algún tema, con alguna ex pareja que hayas tenido anteriormente

Si ves que uniendo esas dos estrategias tu pareja todavía no se ha enfadado, porque es una santa, o un santo, no te preocupes, todavía hay más. Elige cualquier cosa que no te guste de ella, y dile que tu ex pareja era mejor que él/ella en esa faceta. Esto, definitivamente, acabará con la paciencia de cualquiera. Volviendo al ejemplo anterior, el de la playa, sería añadir algo como: “Cuando quedaba con mi ex y le anulaba el plan, no se ponía como tú“. Si estás hablando por teléfono, te recomiendo que alejes tu oído del auricular, si no quieres poner a prueba la resistencia de tu tímpano.

Podríamos seguir con unas cuantas más, quizás lo hagamos otro día, pero por hoy es suficiente. Esperamos que este post te sirva para hacerte consciente de algunas de las mejores maneras para estropear tu relación de pareja, para que no caigas en ellas y, al contrario, puedas disfrutar más de ésta.

(Artículo redactado por Alberto Hidalgo, psicólogo colegiado nº MU-03548).

* * * * *

Lecturas recomendadas:

Por qué no me quiere

Me afectan demasiado las opiniones de los demás

a891Si tienes problemas de pareja, y quieres resolverlos, o mejorar tu relación, o deseas tratar cualquier otro tema personal, puedes contactar conmigo escribiéndome un email a: ahidalgopsicologo@hotmail.com, o llamando al teléfono 637-662-234 (o escribiendo un whatsapp).